compra pasajes bus
Pasajes en Bus De.../A...



Comentarios, sugerencias,
colaboraciones e informes:



Peru On Line

Hazte Fan

Búsqueda personalizada

CHICLIN


Hablar de Chiclin es remontarse unos 10,000 años a.c. En las ricas tierras del Valle de Chicama donde habitaban los hombres Paijaneros, luego se suceden los Cupizniques, Salinar, Virú, Mochicas; Lambayeques, Chimús e Incas. A partir de la conquista española el primer dueño de nuestra señora del Rosario de Chiclin y Alcalán fue don Diego de Mora (cuñado de Francisco Pizarro) luego María de Valverde desde el siglo XVIII, los marqueses de Herrera y Valle Hermosa, en 1840 don Hipólito Bracamonte a fines del siglo XIX y los hermanos Rios Pinillos. Luego, a principios del siglo XX "Larco Herrera Hermanos" son los propietarios de Chiclin y Salamanca hasta el 6 de Octubre de 1969.

A los siglos XVIII y XX. Donde la Hacienda era conocida por sus múltiples actividades, tales como: La Agricultura (actividad principal), La Ganadería, su vida social, religiosa y cultural; y en especial a su devoción durante las fiestas patronales de Nuestro Señor de la Caña, que se realizan todos los años, durante el mes Junio, iniciándose con las novenas por cada calle devota (a partir de la 2da quincena de junio), fiesta religiosa en la que participan todos sus habitantes, conjuntos folclóricos de cada Región. Estas festividades religiosas datan desde la década de los 30. Chiclin, a pesar de hallarse un poco olvidado, lucha por su progreso, en convertirse en un lugar turístico, lugar donde se puede recrear y pasar un agradable dia de campo.

El 26 de junio de 1969, por Ley de Reforma Agraria D.L. 17716, Chiclin pasa a ser parte de Cartavio, se convierte en Cooperativa Azucarera Ltda. N° 39: pasando a manos de los trabajadores (03 de octubre de 1970).

En 1996, en el gobierno de Alberto Fujimori Fujimori, cambia de modelo Empresarial pasando a llamarse "Complejo Agroindustrial Chiclin S.A.

Fuente: http://chiclin.webcindario.com/seccion-01.html


SEÑOR DE LA CAÑA - SANTO PATRON DE CHICLIN Y ALCALA

Sobre el origen de la imagen no se tiene mucho conocimiento, pero se cuenta tres versiones:

Primera:

Se dice que el Señor de la Caña fue encontrado en las cañas por los trabajadores, que en ese mismo instante iban a proceder a quemar la caña de un cuartel; pero, al ver que no se podia quemar los trabajadores se encontraban extrañados y pensaban que eran milagrosas esas cañas. Posteriormente, los trabajadores ingresaron al cuartel de cañas y se econontraon con la sorpresa que había una imagen; por lo que, avisaron al patrón de ese entonces, este llegó y mandó retirar la imagen y a partir de allí dio la orden de que cada año se llevara a cabo la fiesta patronal ya que era una imagen milagrosa.

Segunda:

Tiene que ver con una experiencia de los propios hacendados, de ese entonces, particularmente es la experiencia de Rafael Larco Herrera. El venía de viaje en su avioneta; ésta tuvo un desperfecto en pleno vuelo, al ver que no podía controlar la avioneta don Rafael Larco Herrera, a pesar de no ser religioso, ante el miedo y temor de morir comenzó a rezarle a Dios diciendole de que si se salvaba a partir de la fecha él se comprometía a hacerle una fiesta patronal; en ese momento, le salió las palabras del Señor de la Caña.

Tanto fue el ruego que la avioneta comienza a tomar vuelo y recupera su dirección. A partir de allí, se llevó a cabo la fiesta patronal y que religiosamente se viene ejecutando todos los años.

Tercera:

Lo que históricamente se puede mencionar es que en 1845 Don Hipólito Bracamonte, dueño de Chiclín en aquel entonces, haciendo un inventario de la hacienda y de la Capilla figura la imagen del Señor de la Caña. Pero en 1891 cuando la Hacienda de Chiclín era propiedad de los señores De Los Ríos Pinillos, dicha Capilla fue destruida casi en su totalidad por un fuerte aluvión, por lo que éstos decidieron llevar las imágenes religiosas, y entre ellas la del Señor de la Caña, a Trujillo. En 1929 cuando el nuevo dueño era Don Rafael Larco Herrera y familia, la fe cristiana de los pobladores de Chiclín, recobra fuerza y pujanza, en un anhelo de volver a erguir un nuevo Templo en el pudieran rendir culto a Dios Todopoderoso.

Fue entonces que el hijo de aquél, Rafael Larco Hoyle quien decidió apoyar tal propósito y buscar una imagen para colocarla allí, deseando que la nueva capilla sea dedicada al antiguo Patrón de la hacienda. En este cometido, recordó que en una de las visitas al Convento de San Agustín de Trujillo el padre Luis Arroyo le había enseñado unas imágenes olvidadas en el Convento y que le causó una particular impresión, una con mirada dulce y compasiva, era el Señor de la Caña. Es esta imagen la que él solicitó, en otra visita, al padre Arroyo, sin saber que se trataba de la bendita imagen del Señor de la Caña. Luego de permanecer la imagen, ya en Chiclín, unos años guardada, los hermanos Larco Hoyle en 1931 deciden colocar la imagen en el altar, aprovechando la visita de la Sra. María Larco de Dogni y su hijo, el Sr. Carlos Dogni Larco, y el 8 de agosto de dicho año se bendice la nueva Capilla, siendo ellos los padrinos. A los 2 meses de este acontecimiento, el padre Arroyo en una visita que hiciera a la Srta. Virginia De los Ríos Pinillos, hija de los antiguos dueños de la Hacienda Chiclín, le comentó que se había elegido como patrón a una imagen que por muchos años había estado abandonada en San Agustín de Trujillo. Cual no sería su sorpresa, cuando la Srta. Virginia, le dijo que el Señor que había obsequiado era el original "Señor de la Caña", Patrón de Chiclín que en el año 1891 había sido enviado con otras imágenes al templo de San Agustín. Del relato que antecede se deduce que como por inspiración divina, volvió a Chiclín la milagrosa imagen de nuestro "Señor de la Caña" para quedarse y ser venerada por su pueblo.

Constituida la festividad religiosa en honor al "Señor de la Caña" en el año 1932 por Don Rafael Larco y habiéndose hecho cargo por 5 años, era necesario encargar las celebraciones a una institución que, a la vez, asumiera la administración de estos oficios, se abocara a preparar los recursos materiales y espirituales que una fiesta patronal de esta magnitud requería, manteniendo las costumbres de los pueblos más antiguos dispersos en la costa, sierra y selva del país. Es así como Don Rafael Larco Hoyle funda el 20 de Diciembre de 1937, la Hermandad del "Señor de la Caña", auxiliado por la congregación de Padres Carmelitas de Chocope, esta institución a lo largo de 77 años ha mantenido un dinamismo sorprendente, constituido por personas respetables que han sabido plasmar el fervor religioso de nuestro pueblo.

Fuente: http://chiclin.webcindario.com/seccion-03.html


CLUB ALFONSO UGARTE - LOS DIABLOS ROJOS DE CHICLIN.

(Por Percy Paredes Villarreal) A través de la entrevista al señor Leonidas Loyza Blas, un ciudadano chiclinense que fue socio fundador del Club, quien expresó que el Club Alfonso Ugarte se fundó en el año 1917, un 17 de agosto y no el 1ero del mismo mes en la que estila festejarlo en la actualidad.

Prosiguiendo, decía: Nos gustaba el fútbol e íbamos a ver entrenar al Constante, ya que en ese entonces existían dos equipos el Rafael Larco y el Constante Larco, fundados en honor de los hermanos Larco Herrera, una tarde de regreso de las tareas de peones se reunieron, Francisco Bautista, V1ctor Valverde, Fermín Ramirez, Genaro Huertas, Alfonso Otiniano, Pablo Gamarra y acordaron fundar un club; esto quiere decir que que el club Alfonso Ugarte fue fundado por un grupo de trabajadores que les gustaba practicar el futbol y desde un comienzo tuvieron el apoyo de los dueños de la hacienda. Y tomaron el rojo y el blanco como colores. El Alfonso Ugarte organizó dos equipos: el titular que jugaba con chompa rojas y el suplente con chompa blanca.

La familia Larco no escatimó esfuerzos para hacer del Alfonso Ugarte uno de los equipos provinciales más fuertes e importantes que podría competir de igual a igual a sus contendores de Lima y del extranjero. Tal es así que el Alfonso Ugarte tuvo los mejores jugadores del Valle Chicama y de la Región, podemos citar los nombres de Feder Cuchala Larios, Jaime Pato Loco Lopez, Alfonso Cohete Ugarte, Juan Honores, Jose Soriano, Santiago Pérez, Gustavo tarrillo, Choquilla Salavarría, Lauro Quipuzco; jugadores que constituyeron el primer equipo que tuvo el Alfonso Ugarte, que por su juego pícaro se le llamó Diablitos Rojos y actuó en los años 30.

Durante esta década el equipo chiclinense se presentó en la capital obteniendo resultados positivos, particularmente el 27 de enero de 1935, en que es invitado a jugar como preliminar del partido, a desarrollarse entre los seleccionados Nacionales de Uruguay y Argentina, por la definición del título sudamericano; el rival era Sport Boys del Callao, que ya empezaba a ser la sensación del fubtbol peruano. Los Chiclinenses ganaron 5 a 0 con cuatro goles de Cohete Ugarte y uno de Choquilla Salavarria con tiro de penal. El 10 de noviembre del mismo año se realiza la revancha y quedan empatados 1 a 1, el 4 de abril de 1937 se pacta un tercer partido en el cual el Alfonso Ugarte les gana por 2 a 0 con goles de Foco Alva y Choquilla Salavarria de penal.

Tambien tuvieron presentaciones internacionales, siendo su primer partido con el Gimnasia y Esgrima de la Plata, perdiendo 3 a 2 pero luchando hasta el ultimo momento. Posteriormente ante el Audax Italiano de Chile empatando 4 a 4 en el año 1937. Su primer triunfo frente al Sao Cristobal de Brasil, que venía de vencer al Universitario y al Alianza Lima; fue un 15 de agosto de 1937, por 3 goles contra 2.

Posteriormemte, el domingo 23 de setiembre de 1942, fecha que no podrán olvidar los chiclinenses, el Alfonso Ugarte le gana al Independiente de Avellaneda por 2 a 1 con goles de Alfonso Cohete Ugarte, previos pases de Jaime López.

Hubieron destacados jugadores de calidad que muchas veces nuestros abuelos nos hablan de aquel Alfonso Ugarte que les ganaba a todos aquellos equipos que venian de la capital, llámese Universitario de Deportes, Alianza Lima, Sport Boys del Callao. Se dice que cuando el Alfonso Ugarte iba a Lima, el Alianza Lima con Mariscal Sucre se unían y se reforzaban para jugar con el Alfonso Ugarte.

No podemos dejar de mencionar a aquellos jugadores como Alfonso Cohete Ugarte, del que muchos decian, que era mejor que Lolo Fernández, ya que Cohete era muy rápido, pateaba muy fuerte, cabeceador y macho, salía desde atrás jugando con pelota en el pie, muchos equipos de Lima y del extranjero quisieron llevarlo pero prefirio quedarse en Chiclín, Chueco Honores, uno de los arqueros extraordinarios que ha tenido el Perú; del mismo modo Jose Soriano, Jaime pato Loco, López que con su driblin y sus quiebres descontrolaba a sus adversarios; Choquilla Salavarria, con sus potentes disparos hacia goles de diferentes lugares de la cancha.

Del mismo modo podemos hacer mencion a Feder Larios, más conocido como Cuchala, qien llegó a ser campeón Preolímpico y Arturo Paredes llegó a jugar en el Seleccioando en Ber1ín 1936, Angel Cañería Aguilar, uno de los destacados jugadores y que anuló todo un partido al destacado centro delantero Valeriano López.

Las nuevas generaciones, de la década del 60, tenemos al: Vicente Chocolatín Montero, jugador disciplinado y correcto en la cancha, era el que ponía orden y disciplina, capitán por mucho tiempo; Marcelino Arroyo Lachira, muchos los consideraban como un jugador brusco e inclusive le pusieron el sobrenombre de Machetero era muy aguerrido y nunca le gustaba perder, Erasmo Gamboa, más conocido como la Zamba , Oscar Villalobos, Segundo Perro Mendoza, Segundo Chunchula Frontado, Julio Carpio, Chueco Barrantes, quien llegó a jugar en la selección peruana: Jorge Quipuzco, llegó a militar en el Universitario de Deportes, sus goles de corners lo hicieron famoso. No podemos dejar de mencionar, entre otros, la dupla José Chicamero Quispe y Segundo Lolito Paredes quienes hacían diabluras en la cancha.

Después de estas generaciones, vinieron otros pero que no tuvieron un reconocimiento a nivel nacional salvo, Eduardo Aguilar quien llegó a jugar en el Universitario de Deportes y en la seleccion peruana, tambien tenemos a Tomas Trinche Silva, un destacado back central que se caracterizaba por su doble salto: Raúl Ríos quien llegó a jugar por los juveniles del Universitario; Hipólito Ñato Gamarra, capitán durante muchos años del Alfonso Ugarte, Carlos Aguilar, Chino Linares, Julio García; Ricardo Pérez; Triki Traka Bocanegra, Cachi Ríos, Julio Carpio Moya, Neko Chávez Aguilar, Carlos Calín Vera, chiclinenses que han tenido la oportunidad de vestir la casaquilla del Alfonso Ugarte y que en todo momento han demostrado coraje y pundonor.

Fuente: http://chiclin.webcindario.com/seccion-05.html


MUSEO DE CHICLIN

El Museo brinda una importante información a estudiantes y público en general sobre la arqueologìa e historia del Valle Chicama. Aparte de documentos, planos, y material fotográfico, el museo guarda celosamente una gran cantidad de manuscritos que datan de fines del 1800, que aportan valiosos datos no sólo de las haciendas sino de toda la región; es decir, sirven para comprender la historia de todo Trujillo. Entre ellos hay fotografías del Fenómeno del Niño de 1925 y de 1998, con vistas de los desastres naturales ocurridos en diversos lugares de la región. El museo tambièn cuenta con un valioso archivo sobre la Colonia Japonesa de La Libertad desde principios del siglo XX hasta 1956.

La exposición se distribuye entres salas y la galería:

Sal Arqueólogica "Jorge Cox Larco":

Consta de dos ambientes con una numerosa y variada colección de cerámica, textiles, metales, momias, maderas, entre otros objetos. El primer ambiente está dedicado a las culturas: Chancay, Nazca, Paracas, Chimú-Inca e Inca. El segundo ambiente está consagrado a las culturas de la costa norte y contiene objetos de la culturas: Paijanense, Cupisnique, Vicus, Salinar, Virú de Chicama, Mochica, Lambayeque, Chimú y Chimú-Inca e Inca.

Sala "Los Larco y sus Haciendas en el Valle de Chicama". Esta dividido en dos ambientes en donde se pueden apreciar fotografías, documentos, planos, manuscritos, objetos, estatuas, instrumentos, relacionadas a la vida en las haciendas del Valle Chicama.

Sala Larco:

Esta sala muestra la historia de una familia de origen italiano: Los Larco, que radicaron en estas fértiles tierras del Valle de Chicama y que durante casi 100 años (1872-1969) se dedicaron exitosamente al cultivo de la caña y fabricación de azucar, impulsando la agricultura y la industria. Además se distinguieron por lograr que sus haciendas sean modelos de organización, progreso, adelanto y cultura.

Galería "Las Haciendas: Chiclín y Salamanca":

Es un viaje al pasado desde los siglos XVIII y XX. Se muestran hechos acontecidos en diversas actividades que se desarrollaron en estas haciendas, tales como, la agricultura, la ganadería, la vida social y religiosa, cultural, las fiestas y tradiciones, los trabajadores y los hacendados. También se exhiben objetos de uso cotidiano.

Horarios de atencion: Todo el año. De lunes a domingo 9:00h a 16:00h

Fuente: http://www.arqueotur.org/yacimientos/museo-de-chiclin.html


CHICLIN 01
CHICLIN

CHICLIN 02
CHICLIN

CHICLIN 03
CHICLIN

CHICLIN 04
CHICLIN

CHICLIN 05
CHICLIN

CHICLIN 06
CHICLIN

CHICLIN 07
CHICLIN

CHICLIN 08
CHICLIN

CHICLIN 09
CHICLIN

CHICLIN 10
CHICLIN

CHICLIN 11
CHICLIN

CHICLIN 12
CHICLIN

CHICLIN 13
CHICLIN

CHICLIN 14
CHICLIN

CHICLIN 15
CHICLIN



© Copyright 2005 Gualberto Valderrama C.